sábado, 27 de diciembre de 2008

Propiocepción

La "propiocepción" es el sentido que informa al organismo de la posición de los músculos. Sin la propiocepción seríamos incapaces de movernos en la oscuridad, o de sentir la posición de nuestras extremidades. Junto con la sensibilidad de lo que ocurre en las vísceras forma lo que se llama la "cenestesia": la sensación general de la existencia y del estado del propio cuerpo.
Luego el equlibrio entre la posición de los músculos y lo que sienten las vísceras sería la forma que tenemos de percibir que el cuerpo está vivo y cómo está.
Sería una tarea imponente agudizar esa consciencia carnal mientras vivimos, mientras bailamos. Sería darle a la carne la atención que merece, sería dejar que la carne invadiera nuestros actos, y sería totalmente neurótico.